Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5[ImagesOnly]

Style6


El alcohol es un carbohidrato, pero no se convierte en glucosa como la mayoría de ellos. Se convierte en un ácido graso y es consecuentemente más propenso a convertirse en grasa. Así que consumes alcohol y haces ejercicio, se pone el metabolismo en “espera”.

El contenido calórico del alcohol es siete calorías por gramo. Un shot de ginebra contiene alrededor de 110 calorías, mientras que una cerveza de aproximadamente 12 onzas tiene 146, 13 gramos de carbohidratos y algunas vitaminas y minerales.

Los efectos del alcohol

El alcohol es la droga más usada en Estados Unidos Afecta la vida de muchas personas. Es depresor del Sistema Nervioso Central (SNC)

El Sistema Nervioso Central

El sistema nervioso central en el cuerpo humano consiste en el cerebro y la médula espinal. Están en la línea media del cuerpo y están protegidos por el cráneo y las vértebras respectivamente.  

Esta colección de billones de neuronas es sin duda la cosa conocida más compleja.

El sistema nervioso central junto con el sistema nervioso periférico comprende la división primaria que controla las ordenes y todas las actividades físicas del ser humano.

Las neuronas del sistema nervioso central afectan el consciente y la actividad mental, mientras que la extensión de la columna vertebral  del sistema nervioso neuronal afectan los músculos del esqueleto y los órganos del cuerpo.

Esto significa que hay una muy pequeña diferencia en la cantidad de alcohol que te podría emborrachar, y la cantidad que podría matarte. La razón por la que no más personas mueren por la ingesta de alcohol, es porque el estomago empieza a rechazarlo mediante el vómito.

Una intoxicación grave de alcohol lleva a temblores, ansiedad e irritabilidad, nauseas, diminución de la función mental y vértigo (y todo esto te hace taaaaan atractivo al sexo opuesto). El uso crónico de alcohol lleva a la destrucción del hígado, corazón, cerebro, músculo y cáncer en alguno o en todos estos órganos.

Investigaciones han demostrado que una pequeña cantidad de alcohol puede beneficiar el cuerpo, esto significa unas 12 onzas de cerveza o una copa de vino. Sin embargo, para obtener los mejores beneficios, elige una bebida oscura y menos procesada. Las cervezas oscuras y vinos, ofrecen los mejores nutrientes.

Cuando se refiere a tus entrenamientos y competiciones atléticas, el alcohol impide el balance y la coordinación ya que afecta el SNC. La fuerza y el poder son también afectados ya que se deshidrata el cuerpo, haciendo que el músculo y otros tejidos incapaces de funcionar de forma optima.

Conclusión

En conclusión. si estás gastando tu dinero en suplementos, no los desperdicies tomando alcohol en las noches.

Cuando gastas horas entrenando, acondicionándote y practicando deportes, no lo lances por la ventana sólo porque quieres ir de fiesta con los amigos. Reconoce tu meta y haz todo lo posible por conseguirla.

About Daniel Torres

Amante del deporte y del fisicoculturismo, entrenador y profesor de culturismo.
«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios:

Post a Comment