Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5[ImagesOnly]

Style6


Son las enfermedades dermatológicas más frecuentes. La padecen entre el 1 y el 2 % de la población mundial por predisposición genética o situaciones desencadenantes. Se controlan con medicación que espacia la aparición de los brotes o, directamente los eliminan

La manifestación más clásica de la psoriasis se presenta en forma de lesiones en las rodillas y los codos, aunque pueden extenderse a otras partes del cuerpo. Afecta tanto a niños como adultos, no importa el sexo ni la raza. Existe cierto riesgo si se aplica algún tratamiento casero, sin previa consulta dermatológica, ya que, la enfermedad puede generalizarse agravando aún más el cuadro. Es una enfermedad inflamatoria con un curso crónico y en general, se manifiesta en forma de brotes. Las lesiones que aparecen sobre la piel, son redondeadas, de un color rojizo, cubiertas por escamas blanquecinas sobreelevadas. Las zonas más comprometidas son codos, rodillas y cuero cabelludo, pero también, puede afectar a cualquier otra parte del cuerpo.

Alicia Rositto, dermatóloga del Hospital de Niños Sor María Ludovica, explica que "también puede aparecer en forma generalizada, afectando todo el cuerpo. A ese paciente, que va a estar todo rojo, lo llamamos "eritrodérmico". Aunque son casos poco frecuentes. Por lo general vienen a la consulta en ese estado como consecuencia de los corticoides orales recetados por otra enfermedad, por ejemplo, una crisis asmática. En los niños, las lesiones pueden relacionarse con bacterias como el estreptococo (causante de enfermedades infecciosas). Otro factor puede ser la pediculosis, ya que las lesiones del cuero cabelludo empeoran ante el traumatismo del rascado".

El vitiligo, en cambio, se caracteriza por la pérdida del color, es decir, del pigmento de la piel. Esto ocurre porque se destruyen las células que lo producen que se denominan melanocitos.

Se manifiesta con lesiones planas, en forma de manchas blancas al nivel de la piel y los lugares más frecuentes son la cara, alrededor de la boca, los ojos y muchas veces en los extremos de los dedos y, al igual que en la psoriasis, también aparece en las zonas de roces y traumatismos como codos y rodillas.

"Aunque todavía no se conocen las causas de esta patología -explica Rositto-, existe una hipótesis que la plantea como una enfermedad autoinmune y por lo tanto, necesita de una base genética para poder desarrollarse". Sin embargo, para que el melanocito de destruya y de esta manera provoque las lesiones, necesita, al igual que la psoriasis, de otros factores desencadenantes.

Es importante aclarar, que la persona que padece psoriasis como vitiligo, al tener una predisposición genética, puede tener brotes o lesiones en cualquier momento de su vida, pero existen tratamientos específicos para curar, aliviar o disminuir la frecuencia de esas lesiones.

About Daniel Torres

Amante del deporte y del fisicoculturismo, entrenador y profesor de culturismo.
«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios:

Post a Comment