Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5[ImagesOnly]

Style6


Varias personas disfrutan de los efectos del alcohol y su uso como parte de las costumbres de nuestra sociedad. Hemos reunido información sobre el alcohol y trataremos de explicar, cómo se procesa, lo que contienen, y más…

Los efectos nocivos del alcohol pueden ir desde la disminución del rendimiento físico y mental, la posible adicción, en algunas personas la diabetes y enfermedades hepáticas en diversos grados.

Uno de los efectos que tiene el alcohol, es su impacto en la composición corporal. En su forma más pura, el alcohol etílico suministra siete calorías por gramo.

A diferencia de macronutrientes como carbohidratos, proteínas y grasas, el alcohol pasa a formar parte del grupo de los alimentos que solo aportan calorías vacías: calorías sin nutrición. Para empeorar las cosas, contribuye a un mayor almacenamiento de grasa, ya que no se almacena como glucógeno.

Por lo general las bebidas alcohólicas vienen acompañadas de carbohidratos, por ejemplo: Un vaso de vino normalmente contienen 110 calorías, 91 de los cuales proceden del alcohol (13 gramos), y las cinco restantes proceden de los hidratos de carbono.

El alcohol tiende a tener un efecto estimulante del apetito, lo que da un deseo de ingerir otros alimentos en el momento del consumo. Añada esto al hecho de que los alimentos grasos y salados tienden a acompañar a la mayoría de las ocasiones con el alcohol.

Teniendo en cuenta que el alcohol es un producto de la fermentación de la levadura, puede tener un efecto irritante sobre la mucosa del estómago y debilitar gradualmente los riñones y el hígado, dando lugar a graves problemas de salud.

La Testosterona se reduce cuando se consume alcohol. Sabemos que la testosterona actúa como hormona anabólica, contribuyendo al aumento de la masa muscular magra. La disminución de testosterona significa menos ganancias y menos músculo mediante una reducción de la tasa metabólica.

Una menor tasa metabólica hará que el trabajo de perder grasa sea más difícil, ya que esto es lo que rige la manera en que utilizamos la energía.

Si realmente tienes que beber o estás tratando de dejar de hacerlo, sigue estos pequeños consejos:

- Beber alcohol con un menor valor calórico, como por ejemplo el vino.Evitar los licores, ya que estos son extremadamente engañosos.
- Mantener a mano alimentos saludables .
- Beber cerveza, más baja en calorías.
- Beber agua entre las bebidas alcohólicas ya que esto aumentará la sensación de plenitud y puede ayudar a prevenir el consumo excesivo de alcohol.

About Daniel Torres

Amante del deporte y del fisicoculturismo, entrenador y profesor de culturismo.
«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios:

Post a Comment